Centenario del “black-out” de la Primera Guerra mundial… Abril 6…

La Primera Guerra Mundial comenzó en Europa en Agosto de 1914 y los Estados Unidos bajo el Presidente Woodrow Wilson, estaba decidido a mantenerse neutral. Mientras las batallas y la potencia enemiga se intensificaba y Alemania comenzó a hundir barcos que trataban de evadir el bloqueo naval de Inglaterra y también barcos no militares – incluyendo el Lusitania con la pérdida de 1,200 vidas – fue inevitable que los Estados Unidos entraran en el conflicto. Los lideres de la recién fundada “American Radio Relay League” (ARRL) fomento la preparación de unos 3000 miembros con los que contaba en aquel entonces se prepararan.

Los EE.UU. le declararon la Guerra a Alemania y a Austria-Hungría el 6 de abril de 1917, y el gobierno norte-americano inmediatamente ordenó a casi todas las estaciones de radio privadas en los Estados Unidos a salir del aire o a serían tomadas por el gobierno. Por el término que duró la guerra era en contra de la ley que ciudadanos privados pudieran siquiera tener posesión de transmisor o un receptor operacional por eso las estaciones de radioaficionados tuvieron que desmantelar sus equipos. Los privilegios para operar que tenían los radioaficionados no fueron restablecidos hasta el mes de noviembre de 1919. La Revista QST ya había restablecido la publicación unos meses antes.

Una vez los Estados Unidos declaro la guerra, los editoriales de la Revista QST invitaban a los radioaficionados cualificados a prestar sus conocimientos (desesperadamente necesitados) al servicio militar. Los que así lo hicieron fueron enlistados en la Marina que era el usuario principal de la radio sin hilos.
El co-fundador del ARRL, Clarence D. Tuska recibió una comisión como Teniente en el Cuerpo de Señales de los Estados Unidos y estableció una escuela de entrenamiento de radio en Ellington Airfield cerca de Houston, Texas.Un programa especifico fue desarrollado para reclutar a los radioaficionados voluntarios el la Reserva de la marina por el tiempo que durara la guarra – la Reserva Clase 4 dee la marina. Los requisitos incluían que fueran ciudadanos de los Estados unidos de América, pasaran un examen físico y pudieran transmitir y recibir telegrafía a 10 PPM. Muchos radioaficionados optaron por unirse a esta reserva, el Gerente de Comunicaciones del ARRL, Fred H. Schnell, 1MO, entre ellos. Fred fue al mar como un “Chief Radioman”.

El ARRL suspendió la publicación de QST mientras duró a Guerra.

Pendiente a mas escritos de la historia en <kp4boricua>

Hasta la proxima , 73 de

Victor, KP4PQ

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *